Wi-Fi: Un asesino silencioso que nos mata lentamente

65

Viviendo en el siglo 21, difícilmente podemos evitar la radiación del Wi-Fi. De hecho estamos rodeados de señales Wi-Fi en todas partes a las que vamos – en el trabajo, en los restaurantes, incluso en nuestros propios hogares. A pesar de que la tecnología inalámbrica nos hace la vida mucho más fácil, todavía no es completamente segura para nuestra salud.

La pregunta más importante que estamos tratando de responder es si la radiación del Wi-Fi plantea una amenaza para la salud. Como ya saben, los dispositivos inalámbricos, incluyendo computadoras portátiles, tabletas, móviles, routers, etc. se utilizan con el fin de conectarte en línea. Las ondas electromagnéticas o de otro tipo conocidas como señales WLAN representan un peligro para la salud humana. Lo que es más preocupante es que seguimos ignorando este hecho sobre todo porque tenemos poco o ningún conocimiento acerca de los efectos secundarios que conllevan sucesivamente. De acuerdo con un estudio reciente llevado a cabo por un grupo de expertos de la Agencia de Salud británica, los routers pueden afectar seriamente el crecimiento de las plantas y las personas.

Problemas de salud causados por la exposición al WI-FI:

  • Fuertes dolores de cabeza frecuentes
  • Fatiga crónica
  • Problemas de sueño
  • Dolor en los oídos
  • Falta de concentración

Ahora que ya sabes que la radiación inalámbrica puede afectar tu salud a largo plazo, es necesario tomar algunas medidas preventivas y proteger la salud y la de tu familia. Todos somos conscientes de que no podemos evitar por completo la radiación Wi-Fi, incluso si lo intentamos. Es un hecho que nuestras vidas dependen en gran medida de la tecnología inalámbrica, por lo que reducir esto  de nuestras vidas es simplemente imposible. Sin embargo, hay varios consejos útiles y trucos que pueden ayudar en gran medida a protegerte y a tu familia de las perjudiciales señales Wi-Fi. Sigue leyendo para averiguar cómo utilizar el router con seguridad y reducir los riesgos para la salud que este causa.

Cómo proteger a los niños de las ondas electromagnéticas

  • Apaga el Wi-Fi cuando no lo utilices
  • Desconecta todos los dispositivos Wi-Fi antes de acostarte
  • No coloques el router en la cocina o en el dormitorio
  • Cambia tus teléfonos inalámbricos caseros por los de cable

Víahealthylifetricks.com



COMENTARIOS

Comentarios

Compartir